Monitores, reproductores de DVD, minicomponentes y hasta celulares; son algunos de los elementos que en la última década llena los espacios de las viviendas sin saber qué hacer con ellos. Esta fue la inquietud que vecinos del barrio Manantial de Capital elevaron al Municipio para conocer dónde depositarlos y descartarlos.


Claudia López contó que “intentamos descartar esta basura electrónica dejándolos a un costado de los basureros, pero nadie lo llevaba. Ahí nos dimos cuenta que generaba un gran problema”. Ante esto, es que le pidieron al municipio un punto de depósito y así fue que tuvieron respuesta gracias a la colocación de un conteiner que se ubicó en el CIC del barrio.


Es por esto que durante la mañana de esta semana los vecinos contarán con el “punto limpio” para depositar sus celulares viejos, monitores, impresoras, controles y pilas. Todo esto y más en un contenedor clasificador gestionado por agentes municipales, quienes agendarán todo tipo de consultas.


Por tal motivo dichos residuos tecnológicos, serán acumulados para futuros procesos productivos. Algunos de estos materiales serán clasificados y vendidos. Otros serán reparados para ser donados a instituciones de contención socio-sanitaria, educativas e iniciativas solidarias.


De igual manera, algunos artículos serán desguazados por el personal de la Secretaría de Ambiente para luego ser puestos a disposición del Parque Industrial para su tratamiento final.